Conozcamos del cáncer de hueso

Por: Fernando Patiño / Imagen: Periódico AM

Especialistas del Instituto Nacional de rehabilitación, dirigidos por el médico Genaro Rico, han desarrollado la técnica “hipertimia hídrica”, que consiste en someter a calor la parte afectada para matar las células cancerígenas.

Es un método de tratamiento más económico, sencillo y accesible por la tecnología barata utilizada, con solamente uso del agua y del generador de vapor.

Image

Pero ¿qué es el cáncer de hueso? ¿cuáles son los tipos de cáncer?… El instituto lo explica de la siguiente forma en su portal de Internet:

El cáncer de hueso es un tumor óseo maligno que destruye el tejido del hueso. No todos los tumores de hueso son malignos. Incluso, los tumores de hueso benignos (no cancerosos) son más comunes que los tumores malignos. Tanto los tumores malignos como los benignos pueden crecer y comprimir el tejido óseo sano, pero los tumores benignos no se diseminan, no destruyen el tejido óseo y rara vez ponen la vida de la persona en riesgo.

Los tumores malignos que surgen en el tejido óseo se denominan cáncer óseo primario. El cáncer que se metastatiza (disemina) a los huesos desde otras partes del cuerpo, como de los senos, los pulmones y de la próstata, se denomina cáncer metastático y recibe el nombre del órgano o tejido en el cual se originó. El cáncer óseo primario es mucho menos común que el cáncer que se disemina a los huesos.

El cáncer se puede dar en cualquier tipo de tejido óseo. Los huesos están formados por tres tipos de tejidos: osteoide (duro o compacto), cartilaginoso (duro y flexible) y fibroso (filiforme), así como de elementos de la médula ósea (tejido blando, esponjoso en el centro de la mayoría de los huesos).

Los tipos comunes de cáncer óseo primario, como la misma fuente externa,  incluyen:

Osteosarcoma: se origina del tejido osteoide en el hueso. Este tumor ocurre más frecuentemente en la rodilla y en el húmero (parte superior del brazo).

Condrosarcoma: se origina en el tejido cartilaginoso. El cartílago amortigua los extremos de los huesos y recubre las articulaciones. El condrosarcoma ocurre con mayor frecuencia en la pelvis (ubicada entre los huesos de las caderas), en la parte superior de la pierna y en el hombro. El condrosarcoma contiene células óseas cancerosas. En ese caso, los médicos clasifican el tumor como osteosarcoma.

– Los tumores de la familia del sarcoma de Ewing (ESFT): usualmente se originan en el hueso aunque también pueden originarse en el tejido blando (músculos, tejido adiposo (graso), tejido fibroso, vasos sanguíneos, etcétera). Los científicos creen que los ESFT se originan a partir de elementos de tejido nervioso inmaduro en el hueso o en el tejido blando. Los ESFT ocurren frecuentemente a lo largo de la columna vertebral y la pelvis, y en las piernas y los brazos.

Otros tipos de cáncer que se originan en el tejido blando se denominan sarcomas de tejido blando. Estos no constituyen cáncer de hueso y por lo tanto no abordaremos el tema.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s