Un recorrido por la ciudad

Por: Diana Shekinah Solé Rincón/Foto: franzmayer.org.mx

coming into fashion

El jueves 1 de octubre del 2015 tuve la oportunidad de visitar el Museo Franz Mayer ubicado en el centro histórico de la Ciudad de México. Dicho museo se localiza en avenida Hidalgo 45, Cuauhtémoc. La exposición “Coming into Fashion” era una presentación de las fotografías del mundo de la moda.

En esta ocasión tuve la oportunidad de ver esta exposición acompañada de mi mejor amiga. Ella fue quien me hablo de esta exposición y decidió que fuéramos al término de nuestras clases. A la llegada compramos el boleto el cual salió económico porque llevábamos credencial de estudiante y con ella te aplican un descuento.

Al principio del recorrido había una explicación en la pared, la cual relataba acerca de los archivos de Condé Nast. Hablaba de las fotografías originales que se habían recogido, las revistas de moda y la evolución del trabajo de más de ochenta fotógrafos importantes y con gran renombre en esta industria.

A lo largo del recorrido pudimos apreciar las fotografías más increíbles y únicas, las cuales llevaban un pequeño letrero donde daban ciertas especificaciones de las fotos y por supuesto del autor de la fotografía. Cada una de ellas mostraban gran ingenio, dedicación y pasión; sin mencionar el cambio evidente de las épocas.

Las fotografías en principio eran en blanco y negro, mostrando las modelos gran delicadeza y elegancia para sus poses; luego empezaron a tener colores más nítidos y las poses de las modelos eran más dinámicas. La representación de las mujeres también tuvo un cambio. Había una división de las secciones por la forma como empezó la foto y con el transcurso de los años…los cambios eran cada vez mejores.

Fue impresionante poder ver trabajos tan importantes y para revistas de igual importancia. Trabajos de fotógrafos tan importantes como George Hoyningen-Huené, Cinstantin Joffé, Bert Stern, Helmut Newton y Patrick Demarchelier, Mario Testino, entre muchos otros. Los cambios de revistas como Vogue, Bazaar, y otras, demostraron sus ganas por destacar, ser mejores y ser de las más reconocidas, para ello tuvieron que contar con buenos fotógrafos y así poder lograr su cometido.

Al último del recorrido hay un video donde se muestran imágenes y música; en ellas se ve algo del trabajo en el mundo de la moda. Ya al salir de ahí, decidimos entrar a la librería del museo y descubrimos muchos libros de moda. Para aquellos que buscaban, este museo es una muy buena opción.

Para terminar el día bien sabíamos que no podíamos irnos del centro histórico sin pasar a comer a alguno de los muchos lugares que hay por ahí. Así que salimos y buscamos mi amiga y yo un lugar cómodo.

Al final terminamos comiendo en una terraza de ahí, con comida corrida, barata y muy rica. Nada era mejor que la compañía de una gran persona para pasarla a gusto en dicho lugar. Así fue como terminó un gran día, en un lugar tranquilo para platicar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s