¿Qué es Tzompantli?

Por: Rosal Gallardo Valeria Viridiana / Foto: Planeta México

Culto Mexica

Culto Mexica                             

Tzompantli es un nombre de origen náhuatl que significa “hilera o fila de cráneos”. El llamado “Gran Tzompantli de México”, descubierto hace unos días por especialistas del INAH (Instituto Nacional de Antropología e Historia) en el centro histórico de la Ciudad de México, a un costado del Templo Mayor,  ha sido reconocido con éste nombre por las dimensiones con las que cuenta. Fue localizado a dos metros de profundidad con una longitud estimada en más de 34 metros, teniendo en el fondo una estructura circular hecha de cráneos humanos unidos.

El Tzompantli era considerado por los mexicas como un altar donde se exponían los cráneos de los sacrificios realizados principalmente a prisioneros de guerra, con el objetivo de honrar a sus dioses.

Para la elaboración de estos altares se llevaba a cabo una especie de orificios en los cráneos, para así poder colocarlos de manera apilada. Venerando a los dioses ofrecían las cabezas de sus conquistados, usando esto también con el objetivo de perpetuar la fertilidad de sus cosechas y tenían como su principal Dios a Huitzilopochtli, pues es era considerado como el dios del fuego, la guerra y el festejo a la muerte.

El Tzompantli era un altar selecto, en donde las personas eran muy bien escogidas para realizar el ritual adecuado, pues primero sacaban con un cuchillo el corazón de la víctima, el cual situaban en una caja de piedra para después alimentarse de él. Después, los cadáveres eran decapitados para así cocer sus cabezas y poder descarnarlas, culminando el culto alineando cráneo por cráneo en el Tzompantli.

Según crónica de don Alfonso Caso, “el sacrificio más común consistía en arrancar el corazón a la víctima, ofreciéndolo enseguida al Dios; para ello, cuatro sacerdotes sujetaban al sacrificado, que colocado sobre una piedra (llamada “Techcatl”) por sus extremidades,  un quinto sacerdote ejecutaba la operación con un cuchillo de pedernal, con el que le daba un golpe en el pecho para arrancarle el corazón; que era después, ofrecido a los dioses.  La sangre era dada a gustar a los idolos, la carne, tenida por divina, era comida y el corazón era depositado en un recipiente llamado cuauxicalli”.

Éste tipo de culto era visto por los mexicas como un elemento fundamental, pues era la manera de pagarle a los Dioses, es este caso a Huitzilopochtli.

En la actualidad, los Tzompantlis más conocidos en México se localizan en Chichén Itza, Tula y el más conocido en el Templo Mayor, que ahora con este nuevo descubrimiento serán dos cercanos y quizá éste último, el Gran Tzompantli, el de mayor dimensión y reconocimiento.

Gracias al descubrimiento de Tzompantli, se desarrollaron costumbres que ahora forman parte de la cultura mexicana, como lo es el pan y la ofrenda del Día de Muertos, que también tuvieron influencia de la tradición católica.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s